0 3 mins 8 meses

El jornal mínimo que se  puede pagar a un trabajador de la construcción en el país fue aumentado en un 24% tras un acuerdo entre el Gobierno, los trabajadores y los empresarios. 

El aumento del salario mínimo aprobado por el Comité Nacional de Salarios se aplicará en un 21 % a partir del primero de mayo, y el restante 3 % luego del día primero del próximo mes de octubre. 

El presidente Luis Abinader y el ministro de Trabajo, Luis Miguel De Camps, hicieron el anuncio acompañados empresarios y sindicalistas. 

La medida impacta a los plomeros, albañiles, carpinteros, electricistas, pintores, varilleros y trabajadores de la construcción.

Con estos siente, suman 14 los sectores que han recibido un aumento salarial producto de la mediación del Gobierno entre trabajadores y empleadores. 

Algunos de los aumentos al mínimo que se paga en el país han tocado empleados de empresas privadas, cañeros, del turismo, agrícolas, operadores de máquinas pesadas del área de la construcción y trabajadores de las ONG. 

Pedro Julio Alcántara, representante de los trabajadores de la construcción, explicó que el salario más bajo que ganan los trabajadores no calificados por una jornada de ocho horas, pasará de 700 a 900 pesos, y un albañil, de la categoría más baja, pasará de 1,300 a 1,600 pesos.

El Ministerio de Trabajo tienen pendiente publicar la resolución con las más de 400 tarifas que sufrieron cambios para todas las actividades remuneradas que realizan los obreros de la construcción

Pedro Brache, presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), celebró la decisión y consideró que se trata de un “aumento sustancial”. “Lo más importante es que hemos trabajado juntos y nos hemos puesto de acuerdo”, apuntó el empresario. 

Crecimiento empobrecedor

Después de hacer el anuncio, el presidente Abinader aseguró que el pueblo dominicano durante demasiado tiempo ha vivido un crecimiento empobrecedor, con muchos beneficios para unos pocos, y poca distribución para la mayoría. 

Para cambiar esa realidad, el mandatario dijo: “Estamos cambiando esa dinámica y vamos a potenciar un reparto justo de la riqueza nacional”. 

Afirmó que seguirá privilegiando lo social y haciendo una gestión pegada a la calle y atendiendo las reivindicaciones de todos los dominicanos. 

Abinader agregó que seguirá aplicando medidas que, como esta, mejoren la vida de los dominicanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.