0 4 mins 11 meses

Santo Domingo.-Faltando horas para culminar el 2021, las instituciones gubernamentales tienen una encomienda que agitará el mes de enero: aplicar la tercera dosis de la vacuna anticovid a su personal.

Luego de que el Ministerio de Salud Pública declarara la alerta epidemiológica y en ella la exigencia de la tercera dosis en los ciudadanos para que puedan frecuentar lugares públicos y privados, el Ministerio de Administración Pública (MAP) dispuso que los servidores públicos deberán presentar una copia de su tarjeta de vacunación con por lo menos tres dosis de la vacuna contra el COVID-19 para poder ingresar a sus puestos de trabajo a partir del lunes 31 de enero de 2022.

La obligatoriedad de la tercera dosis provocará nuevas jornadas de vacunación. Así lo aduce el ministro de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera, que tan pronto tuvo conocimiento de la circular del MAP la remitió al departamento de Recursos Humanos de ese organismo.

Por la experiencia de la antigua resolución que exigía el esquema de las dos dosis, los titulares de Medio Ambiente y Contrataciones Públicas no creen que habrá alguna complejidad para lograr que todo su personal cuente con la tercera inmunización.

“En el Ministerio de Medio Ambiente fungía un centro de vacunación, por lo tanto, era muy fácil el vacunarse allí mismo, lo cual permitió que muchos del Ministerio se vacunaran”, recordó Jorge Mera.

De su lado, Carlos Pimentel, director de Contrataciones Públicas, aseguró que de los 260 colaboradores que forman parte de la institución que dirige, hay una buena parte que voluntariamente se aplicó la tercera dosis.

“De acuerdo al registro que tenemos, un alto porcentaje de los servidores públicos tienen sus dos vacunas y otro porcentaje sus tres vacunas, no creo que haya problemas con eso”, acotó al momento de anunciar que el equipo sanitario se reunirá para impulsar las acciones necesarias para ejecutar la disposición del MAP.

La circular del MAP especifica que aquel empleado público que no cuente con su esquema de tres dosis al 31 de enero, deberá presentar cada lunes al Departamento de Recursos Humanos de su institución una copia del resultado negativo de una prueba PCR realizada el sábado o el domingo anterior, por el Ministerio de Salud Pública o un laboratorio autorizado.

Esta disposición dejará de ser aplicable 14 días después de que el servidor reciba su tercera dosis de la vacuna contra la COVID-I9.

La única excepción en el cumplimiento de la decisión del MAP se hará con aquellas personas que por alguna condición médica no pueden recibir el antídoto contra el coronavirus. Estos servidores necesitarán presentar un permiso especial expedido por el Ministerio de Salud Pública.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.