0 3 mins 5 meses

Ante las constantes inconformidades de afiliados a la Seguridad Social por la baja cobertura de los medicamentos ambulatorios, las administradoras de riesgos de salud (ARS) se mantienen al margen de la problemática al indicar que es una decisión de las autoridades gubernamentales.

Cuestionado el respecto, el presidente ejecutivo de la Asociación Dominicana de Administradoras de Riesgos de Salud (Adars), José Manuel Vargas, indicó que “son nuestras autoridades que deben tomar las iniciativas y decisiones correspondientes”.

Afiliados se quejan, tanto por lo poco que le cubre su seguro al momento de adquirir medicamentos, que es de 8,000 pesos al año, como por el hecho de que muchos de los fármacos que solicitan no están cubiertos o le ponen excusas para, aunque esté en el catálogo, no aceptarlos, alegando faltas en las recetas. 

“Nosotros cubrimos todo lo que está incluido en el catálogo de prestaciones del PDSS y esto lo deciden nuestras autoridades”, insistió Vargas.

No obstante, el presidente de Adars se mostró a favor del planteamiento que hace la Superintendencia de Salud y Riesgos Laborales (Sisalril) para cubrir las medicinas de las dos afecciones más comunes en el país, como son la diabetes y la hipertensión.

8,000

Pesos es el tope anual que da la seguridad social a los afiliados para el gasto en medicamentos.

Jesús Ferris Iglesias, titular de la Superintendencia de Salud y Riesgos Laborales (Sisalril), informó a Diario Libre que en la actualidad evalúan una propuesta que presentarán al Consejo Nacional de la Seguridad Social (CNSS), para fines de aprobación, que plantea establecer un promedio de precios en los medicamentos para la hipertensión arterial y la diabetes.

Para ello se tomará toda la medicina disponible en el mercado para esas afecciones, desde la más cara a la más barata, para poner un precio de referencia que quede cubierto con el seguro, sin necesidad de pagar diferencia.

Nos parece muy bien el planteamiento de la Sisalril con los tratamientos de diabetes e hipertensión arterial. Le recuerdo que estos programas son parte de la Estrategia de Atención Primaria, en cuanto a la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad y no entendemos por qué no está implementada según lo establece la ley 87-01 en sus artículos 129 y 152”, cuestiona Vargas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.