El presidente Luis Abinader disolvió mediante el decreto 82-21 la Comisión Presidencial de Política Farmacéutica Nacional, y traspasó sus obligaciones, personal y cualquier activo o pasivo al Ministerio de Salud Pública, para su reubicación o liquidación, en el caso de los empleados.

Este decreto también derogó el 249-15, del 13 de agosto de 2015, el artículo 2 del decreto 344-19, del 18 de octubre de 2019 y el decreto 577-12, del 14 de septiembre de 2012, indica una nota de prensa de la Presidencia.

En su artículo 6, el decreto 82-21 dice: “A los fines del presente decreto, se deroga cualquier disposición de igual o menor jerarquía que le sea contraria o relacionada, incluyendo cualquier designación realizada a tales efectos”.

En los considerandos, el Ejecutivo argumenta “que se ha identificado la Comisión Presidencial de Política Farmacéutica Nacional como un órgano que duplica funciones del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MISPAS), de manera puntual de la Dirección General de Medicamentos, Alimenos y Productos Sanitarios (Digemaps), en cuanto a sus competencias en la elaboración de políticas y estrategias para la industria farmacéutica y de medicamentos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *